Con la satisfacción de haber cumplido la meta de adquirir nuevos conocimientos y potenciar sus habilidades, más de 60 dirigentes sociales de la región recibieron sus certificados que acreditan la aprobación de la Escuela de Formación Ciudadana 2017, organizada por tercer año consecutivo por la Seremi de Gobierno y la Universidad de Tarapacá sede Iquique, en el marco de un convenio de cooperación mutua.

La ceremonia, que estuvo marcada por la música piqueña y el baile del Cachimbo de Tarapacá a cargo de Jean Franco Daponte y Raquel Ojane, fue el sello con que los dirigentes celebraron la culminación de este proceso formativo, que contempló jornadas de capacitación e inducción cada sábado de agosto; para adquirir los conocimientos y aprendizajes que potenciarán su rol como líderes sociales en sus comunidades.

Es por ello que el Seremi de Gobierno, Luigi Ciocca, destacó el impacto que ha tenido esta escuela en la región, ya que “a través de estos tres años ha generado un proceso de participación y liderazgo social, lo que sumado a los conocimiento y aprendizajes adquiridos, ha permitido ir fortaleciendo a los propios dirigentes sociales y, por ende, nuestra democracia, para construir una sociedad más democrática, inclusiva e igualitaria”.

Asimismo, el vocero regional de Gobierno valoró el esfuerzo y compromiso de los dirigentes de Iquique, Alto Hospicio, Pica y Huara (Poblado de Corza), para inscribirse y participar en cada jornada de la escuela, y donde lo primordial fue el entusiasmo por aprender y autoafirmar su rol dirigencial.

Al respecto, Cristian Antillanca, de la Agrupación de Padres y Amigos de niños y niñas con Síndrome de Down, agradeció la oportunidad de haber participado en la escuela de formación, “porque nos permitió aprender y adquirir conocimientos que desconocíamos, y prepararnos como dirigentes para asumir un rol dirigencial y liderazgo en nuestras organizaciones”.

Para Luis Salgado, director de la UTA sede Iquique, destacó la importancia y logros de la escuela formativa, para aportar al desarrollo social de la comunidad y la creación de redes entre los dirigentes, aspecto que a su juicio es fundamental y donde “la universidad está comprometida para apoyar y generar los espacios para avanzar en la formación de dirigentes. Por lo tanto, para nosotros como universidad es una satisfacción poder abrir nuestras puertas para generar programas de apoyo y vinculación con la comunidad, y de esa forma apoyar el desarrollo de la región”.

Formación

Durante el desarrollo de la escuela, los alumnos y alumnas participaron en cinco talleres formativos, donde se abordaron temas como liderazgo social y resolución de conflictos, formulación de proyectos, comunicación para la acción, Ley 20.500 sobre Participación Ciudadana, temáticas que fueron dictadas por profesionales de la Seremi de Gobierno y de la Universidad de Tarapacá.

Durante la ceremonia, se entregó un reconocimiento a la presidenta del Club de Adulto Mayor “Brisas del Norte”, Lía Espinoza Salas, en el marco de la celebración del Día del Dirigente Social y Vecinal, por su destacada labor en el fortalecimiento de la organización social y comunitaria.

Para el Seremi de Gobierno, el trabajo desarrollado en estos años junto a los dirigentes representa no sólo un espacio de encuentro y formación, sino la materialización de una política de inclusión y participación social del Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet.

“Para el Gobierno existe el convencimiento que todo mejora con la participación; y esta instancia es la base para que los líderes sociales que hoy se han certificado puedan aportar al desarrollo de una cultura que permita impulsar los cambios y reformas sociales generados por el Gobierno, para construir un país más inclusivo, participativo e igualitario, un Chile Mejor para todas y todos”.